Luego de los hechos del 23 de febrero en Santa Elena de Uairén, el alcalde electo se refugió en Pacaraima, Brasil, alegando temer por su vida.

La Cámara Municipal de Gran Sabana aprobó el jueves 13 de junio el Acuerdo Nº 042019, con el cual designaron al presidente del concejo, José Alejandro Barreto, alcalde encargado del municipio, tras decretar la ausencia absoluta de Emilio González, electo en diciembre de 2017.

El acuerdo fue aprobado por siete concejales y se sustenta en el artículo 54 de la Ley del Poder Público Municipal, en función de dar continuidad administrativa a la Alcaldía de Gran Sabana; y en el artículo 87 sobre lo que corresponde en caso de una falta absoluta del alcalde electo.

El artículo 87 de la Ley Orgánica del Poder Público Municipal, “cuando se produjere la ausencia absoluta del alcalde o alcaldesa antes de tomar posesión del cargo o antes de cumplir la mitad de su período legal, se procederá a una nueva elección, en la fecha que fije el organismo electoral competente”.

El CNE deberá entonces fijar fecha para nuevos comicios de burgomaestre. Sin embargo, es de recordar que aún no ha convocado a la renovación de concejales en Gran Sabana, luego que en diciembre pasado las suspendiera en este municipio, a raíz de los hechos violentos en el Parque Nacional Canaima, donde presuntos funcionarios de la Dirección General de Contrainteligencia Militar (Dgcim) atacara a indígenas y asesinara a uno de ellos.

El ahora exalcalde Emilio González designó en la encargaduría a José Abraham Moreno, director de Servicios Públicos de la Alcaldía, el pasado 25 de febrero. Sería por un lapso máximo de 15 días, alegando motivos de salud, así como temer por su vida debido a amenazas de muerte o una detención arbitraria.

El 6 de marzo, mediante Resolución Nº 025/2019 dejó sin efecto ese nombramiento, para dejar temporalmente en el cargo a Antulio Roger Bermúdez Zapata. Los 15 días transcurrieron y González no retomó sus funciones en el ayuntamiento.

El 12 de marzo, la Cámara Municipal sesionó y habló de la falta absoluta, pero por las mismas divisiones e interés en la bancada oficialista, el tema no trascendió. “Se está manejando con mucho cuidado”, dijo entonces una fuente del Concejo Municipal.

El artículo 87 de la Ley Orgánica del Poder Público Municipal también establece que cuando el alcalde debe ausentarse por más de 15 días, debe solicitarse y aprobarse por mayoría en Cámara Municipal.

La elección de Emilio González, por ser el único alcalde opositor en Bolívar, fue atacada desde un principio. Incluso, su proclamación estuvo en riesgo por los reclamos del candidato del PSUV, debido a la estrecha diferencia en las votaciones.

Posteriormente hubo intentos de detención, tratando de vincularlo a operativos como Manos de Metal, la presencia casi permanente de la Dgcim en Santa Elena de Uairén. Sin embargo, la Guardia Territorial Pemón y criollos defendieron la Alcaldía, hasta los hechos del 23 de febrero, cuando la Guardia Nacional asesinó ese día a tres personas, en medio de protestas para exigir la apertura de la frontera y permitir el ingreso de la ayuda humanitaria a Venezuela.